Nº3
1 de octubre de 2020, 21:36:09
OPINIÓN

Editorial del Director de La Tribuna


Se veía venir

Opinión de Tomás Díaz Valdés

Por T. Diaz-Valdés

Una vez más las votaciones del 10N han demostrado la división entre los españoles. Es evidente que el PSOE ha ganado las elecciones, pero debilitado para poder gobernar. Necesitará más apoyos que nunca. El incremento del Partido popular y la notable subida en votos y escaños de VOX, ponen el panorama político nacional en una situación difícil, complicada.


Lo mas destacado de estas elecciones ha sido la caída abismal de Ciudadanos. Es el castigo del electorado ante su postura tomada durante el verano de no formar un gobierno de coalición con el PSOE. Fue un error imperdonable, que le ha costado caer en lo más profundo del abismo. Rivera ha perdido 47 diputados y solo ha logrado diez, convirtiéndose en la sexta fuerza política; incluso, por debajo de la Izquierda Republicana de Cataluña (ERC).

¿Qué sucederá en los próximos días? Es la pregunta que se hace el electorado. Si estábamos mal, ahora estamos peor. Los números cantan y las matemáticas no mienten. Los cálculos en términos ideológicos no cuadran de ninguna de las maneras. No se llega a la mayoría. La repetición electoral complica aún más la formación de un gobierno estable.

Ni la perdida de los socialistas, que se han dejado tres escaños con respecto a las elecciones de abril, y la bajada de Podemos, con siete escaños menos, pueden colaborar en la creación de un gobierno. Estamos mucho peor que en las anteriores elecciones. A pesar del abrazo y el sorprendente acuerdo entre ambos. Pero no es suficiente.

Si nuestros dirigentes fueran estadistas de nivel, solo cabe una solución: un gobierno de coalición entre PSOE y PP. El dirigente del Partido Popular fue claro en sus manifestaciones tras conocer los datos: “Estamos dispuestos a dialogar”, comentó Pablo Casado. Una alianza que tuvo en su momento la oportunidad de hacerla Rivera con Sánchez. Esto nos hubiese ahorrado la convocatoria del 10N, además del gasto que ha supuesto para las arcas del Estado.

Es mucho lo que está en juego para no cometer errores. El electorado está cansado. Ha castigado a Ciudadanos por no tomar esta decisión en su momento. Perdió mucho el tiempo de que “con el PSOE no”. Le ha costado el varapalo más grande de su historia. De ser vicepresidente y convertirse en el salvador de la patria a terminar en un Rufián de tres al cuarto. Son las consecuencias que ha supuesto la dimisión de Rivera. Un partido que parecía prometedor y que se ha convertido en el fracasado de la contienda.

La mayoría de los medios califican a VOX como un partido ultraderecha, no voy a caer en la misma calificación. La subida del partido de Santiago Abascal se debe, fundamentalmente, a su mensaje. Más de 3,5 millones de votos han convertido a este partido en la tercera fuerza política del país. ¿Por qué? Porque dicen lo que muchos españoles, hartos de los políticos en general, querían escuchar. Para colmo, Pedro Sánchez ha sido el principal artífice de esta notable subida, con sus decisiones de memoria histórica y otras argumentaciones. Puestos a profundizar, quizás haya sido una estrategia para quitarle votos al PP. No le veo tan listo, pero ¿quién sabe…?

Es evidente que estos resultados van a influir en el formato de muchos ayuntamientos. Entre estos, los que más cerca nos tocan, Alcobendas y San Sebastián de los Reyes. Las cifras en estas demarcaciones han sido la tónica de las nacionales. Subida del PP, Vox y la caída de Ciudadanos. Dado que los dos municipios esta gobernados por las coaliciones PSOE y Cs, las fugas de estos últimos al Partido Popular puede ser un hecho inminente. Sera cuestión de días. Las mociones de censura pueden producirse en las próximas semanas con el consiguiente cambio de gobierno. Si son conscientes de lo que se juegan, habrá cambios. ¡Seguro!
Mientras tanto, a esperar. El prólogo, ese abrazo entre socialistas y comunistas, que no cubren la mayoría para gobernar. Pero estos, Sánchez e Iglesias, son capaces de aliarse con el diablo para mantenerse en el candelero. Son políticos. Y lo que piense el pueblo les da lo mismo. Seguiremos esperando.


Opinión de Tomás Díaz Valdés/Director de La Tribuna de La Moraleja/Noviembre 2019

Tribuna de la Moraleja.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.tribunadelamoraleja.com